Qué comprar en Menorca Productos Típicos

Los recuerdos que adquirimos en cada viaje tienen la capacidad de devolvernos de nuevo a ese lugar. Para que la isla te acompañe durante mucho tiempo lo mejor es adquirir productos únicos y artesanales. Vamos a ver los seis más típicos de Menorca:

Avarcas:

Este ha sido el calzado tradicional de la isla que utilizaban los payeses para trabajar en el campo. Debido a su comodidad y resistencia fueron haciéndose más conocidas, hasta llegar a convertirse en la sandalia de moda, incluso fuera de la península. Caminar por las calles de Menorca y recorrer sus hermosas playas y caminos con este calzado típico será una experiencia inolvidable. Actualmente son mucho los comercios que las venden, pero hay que buscar siempre las que muestran el sello “Avarca de Menorca”, para asegurarnos de que son las auténticas. Esto garantiza la calidad de las mismas y nos asegura que han sido elaboradas de manera artesanal en la isla.

Sobrasada

Este embutido es otro de los productos estrella de la isla. Aunque tiene su origen en Sicilia, llegó a la isla gracias a las rutas comerciales y poco a poco se ha convertido en un sello de distinción. Este está elaborado con carne de cerco insular, tiene una consistencia fina, un gusto delicado y un color rojizo gracias al pimentón. Dependiendo del tiempo de curación se diferencian varios tipos. La sobrasada “Pultrú” es la más auténtica de Menorca, se diferencia de las demás por su elaboración y consistencia y presenta unos aromas muy característicos que le otorgan las diferentes especias que se usan en su elaboración.

Ginebra:

Tiene su origen en la presencia inglesa en la isla en el s. XVIII, destilada totalmente mediante bayas, las cuales otorgan su aroma incomparable. El Gin Xoriguer se distingue por su peculiar sabor y se sigue fabricando de manera tradicional por artesanos de Mahón a partir de aguardiente destilado y bayas de enebro y otros elementos. Seguir la tradición de tomar un gin con la gente de la isla en cualquier bar es una experiencia que no se tiene que dejar pasar. Además, si se quiere conocer los secretos de su destilación se pueden visitar las dependencias en el puerto de Mahón.

Queso de Mahón:

Este es, sin duda, uno de los productos más emblemáticos de la isla. Se elabora con leche de vaca cuajada a baja temperatura, siguiendo las tradiciones ancestrales y manteniendo su peculiar forma cuadrada.

Ensaimadas:

Siguiendo el hilo de productos típicos que no pueden faltar nos encontramos con las ensaimadas. Este producto de repostería se elabora con harina, azúcar, huevos y manteca de cerdo. Hay muchas y de muchos tipos, pero desde luego, no puede pasarse por Menorca sin probarlas.

Productos en piel

Si te gusta la moda y quieres un recuerdo duradero, los productos de piel son una estupenda opción. Se encuentran fábricas y talleres artesanos que trabajan la piel por toda la isla. Hay una amplia oferta de productos, desde complementos, bolsos, calzado, etc.